PASEO BOTÁNICO Y POÉTICO

LAUREL

ANDADURAS – Etapa 07

Situación: plaza de la Memoria, antiguo recinto de la Cárcel de Torrero.
Etapa anterior: 06 – SENECIO HIEDRA (Senecio angulatus).
Etapa posterior: 08 – AILANTO (Ailanthus altissima).

LAUREL (Laurus nobilis)

Pertenece a la familia Laureaceae, como el aguacate. El género Laurus solo tiene tres representantes. Es un árbol de hoja perenne. Forma arbustos robustos y si se les da tiempo pueden alcanzar alturas de hasta 10 metros.

El laurel acompaña a las personas del Mediterráneo occidental desde tiempo inmemorial. Árbol consagrado a Apolo, sus sacerdotes llevaban coronas de laurel. Apolo aparece coronado con laurel en las representaciones que se hacían de él; al parecer esto se debe a lo ocurrido con Dafne, una virginal ninfa a la que él, el lujurioso, acosaba. Dafne harta de esta situación pidió ayuda a su padre y su padre, para librarla del problema, la convirtió en laurel. La pitia de Delfos daba sus oráculos mientras mascaba laurel. El árbol era sagrado entre los griegos de la antigüedad. Era considerado útil para la purificación y, al parecer, los generales griegos que volvían de la guerra se coronaban de laurel para purificarse del derramamiento de sangre. Aquello fue modificándose hasta que sus coronas y las de los romanos más tarde se relacionaban con la victoria y, en definitiva, con el éxito. Ramas y coronas de laurel se destinaban a los poetas y a los vencedores. Las poetas que obtienen el premio Nobel son laureadas. En la antigüedad, los romanos cultivaban laurel en plantaciones monocultivo, que les llamaban lauretta.

Se emplea desde antiguo para tratar diversos desarreglos del organismo humano.  

Este árbol que solo está presente en la ruta de modo simbólico, pues físicamente ya no está (ver Se Hace Memoria al Andar), era el árbol que había en el patio de la cárcel de Torrero.

Laurel en Wikimedia

Laurel en Wikimedia.

Ecuchar: Laurel

by Laura Casielles | Hoja perenne versus los nombres del poder

No nos llaméis primavera
si con eso queréis decir joven flor de los encarcelados,
hermosura que no va a durar.

Laura Casielles

Todas las etapas

“No nos llaméis jardín.”
Laura Casielles

Esto no es una ruta botánica. Tampoco es una oda a la majestuosidad de los árboles. Esto es una forma de andadura: la de quien camina prestando atención a la vida que brota entre las grietas, la de quien atiende a los seres que pueblan su entorno contra todo pronóstico o planificación, la de quien entiende la poesía como una forma de habitar las calles…

En este paseo veremos vegetales resistentes, imposibles de controlar por la jardinería oficial; muchos de ellos originarios de muy lejos, pero adaptados al entorno de forma prolífica y acusados de invasores por ello. También veremos jardinería de guerrilla, parterres vecinales: aquella vegetación que han elegido los habitantes del barrio para que les acompañe en su día a día y les haga más amable el ladrillo y asfalto; además de algunos árboles que se han erigido como símbolos de sus luchas.

Haremos, en definitiva, un recorrido por las características y curiosidades de algunas especies clasificadas en el reino vegetal, pero que mucho tienen que ver lo que podríamos llamar la “Poesía de la República Vegetal de Torrero”.

Mapa completo

CONTACTO Y RESERVAS

Escríbenos mediante este formulario para reservar tu plaza en cualquiera de las actividades. Puedes reservar hasta 4 plazas si se trata de personas convivientes. Para no convivientes, utiliza reservas diferentes.

Tu mensaje:

10 + 9 =

Diseñan y producen:

Organiza:

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad